"Lo primitivo no es lo mismo que lo bárbaro. Lo bárbaro ya está corrompido, lo primitivo aún no ha madurado." G. Leopardi

Friday, 8 April 2011

ACCIÓN GITANA (hechos y desechos de una etnia)



2 Abril 2011

_________________________________________________

Siempre es delicado tratar el tema de los gitanos, ese pueblo, comunidad o etnia sin nación, que conserva como nadie sus señas de identidad. Viven prácticamente al margen del resto de las sociedades humanas, pero se aprovechan de ellas como nadie. Es decir, se valen de las ventajas de la democracia pero luego no contribuyen a ella (miremos el papel de la mujer gitana). No respetan ni comparten muchas de las leyes (tienen las suyas), y sin embargo quieren que todos les respetemos. Ya sabemos que no todos somos iguales, ni teóricamente; ya sabemos que la democracia es un fracaso, o que aún está en pañales. Las medidas de integración social y las leyes constitucionales defienden al pueblo gitano de posibles discriminaciones, y muchos reciben ayudas económicas que ya quisiéramos muchos, llegándose a escuchar que les dan los pisos donde viven. Todas los intentos de inclusión social son en vano, son ridículos, pues ¿acaso no tienen su propio sistema social? En fin, todas estas divagaciones nacen de mi indignación ante los hechos (y sobre todo desechos) del pasado sábado, dos de abril.

Pasemos a la descripción de los hechos. El buen tiempo invita a salir al campo, solos o acompañados, unas horas, todo el día o un rato. El caso es que a orillas del Butarque se juntaron los gitanos. No hicieron daño a nadie (que yo sepa), pero a nadie beneficiaron, bueno, según las imágenes que muestro el daño fue para el campo, ese mismo que les había ofrecido el lugar de acomodo, de sombra y frescor en los primeros calores del año. Ingratos ellos, y descarados. Lo curioso es que respetaron a Vitruvion, muy cercano a la ubicacion del tinglao. Tampoco se llevaron ninguno de los objetos que acumulo en torno a un árbol, ni destrozaron ninguna de mis composiciones aledañas. La escena del tinglao gitano contenía siete coches y dos grandes fur(o fra-) gonetas. Música en los casetes, los churrumbeles a gritos correteando, las mujeres en la chosca preparando el papeo y los hombres en la mesa sentados. Parecía hasta bucólico y por un instante sentí un ramalazo de envidia. Esa unión entre ellos es su esencia. Incluso aveces pienso que hacen bien en escapar de todo lo que quiere imponer el estado con su paternalismo barato y sus impuestos descalabrados. El estado es injusto también. Y si ya comparo sus desperdicios a los que dejan otros payos cuando van de rave, de picnic o de botellón...No sé-no sé.