"Lo primitivo no es lo mismo que lo bárbaro. Lo bárbaro ya está corrompido, lo primitivo aún no ha madurado." G. Leopardi

Wednesday, 28 February 2018

VENGANZA A LO QUINQUI (y la oración de las malas hierbas)




*

                                                     La ruina es un lugar de reflexión.
                                                       Pero pronto pasaré a la acción.

Tuesday, 27 February 2018

Sunday, 18 February 2018

NUEVAS RUINAS CONTINUAS (notas sobre un colapso)






0

La ruina es, ante todo, un lugar de reflexión.


I

Y  si es verdad que no hay más restos arqueológicos que verifiquen mi talento para desenterrar culturas desaparecidas, me los invento. La falsificación aquí es recreación indocumentada. Una manía cinematográfica que ficciona constantemente y que desarrolla parte de los clichés indianajonistas sin ningún pudor.

II

Detecto al menos dos miradas frente a la ruina: la primera se acomoda en su culminación como obra de arte en sí misma,  como hallazgo y revelación, como pieza de museo, digna de futuros estudios. Podría ser ésta una visión de la ruina propia del romanticismo. La ruina deja de ser herrumbre, desgaste y ceniza para ser el proyecto de esa herrumbre, de ese desgaste, de esa ceniza. Materialización del tiempo transcurrido.

Por otro lado, la segunda mirada es aquella que se enturbia en un conjunto de luchas. Lucha por dejar de ser el agotamiento del pasado, el cadáver de un edificio, morada del hombre remoto.  Esta mirada hacia la ruina se antoja más actual, y parte de un corazón lleno de insatisfacciones, de ansiedad. Es una ruina en ese sentido ya consumida, existencialista, profundamente nihilista, reflejo de un charco que ya ni existe. Pero lucha por mantenerse en pie y suda de lo lindo, como un héroe en lucha constante con el tiempo.

Da patadas al misterio y al desencantamiento por igual. Defeca sobre la materia más noble en un acto de rebeldía imperceptible. Esta clase de ruinas no se rinden nunca, y en cuanto ves esa figura maltrecha del resplandor queda sustituida por la figura del resplandor mismo. Porque son unas ruinas que laten, que por arte de magia, -y sin arte y sin magia- se mantienen vivas.


III

La ruina no es el resto, ni el cadáver, sino una reciente creación contenedora de una idea: es la visión del impulso constructor que empuja al hombre a seguir y a seguir construyendo, dale que te pego, presos de la fiebre del ladrillo. Hasta que se llega al estado actual de colapso. Entonces es cuando paramos, atónitos, exahustos, enfermos. Y lo dejamos así, en un esbozo a medio construir.

Son muchos los proyectos urbanísticos que se abandonan por falta de financiación, quiebra de empresas, o negligencias de todo tipo. Este tipo de edificaciones despobladas me interesan especialmente. Lo que pudo ser y no es. Se queda en aborto urbano, ruina antes de su demolición temporal. Jorge Yeregui y su Acta de replanteo lo expresan formidablemente.

La vorágine de la historia conecta de inmediato con el caos del presente. Suma de iguales, multiplicación de lo errante. Las maravillas del saber y del estar comparten por igual maravillosas incertidumbres. De momento y a galope tendido, veo que somos - ruina y yo- algo más que el reflejo del colapso, algo más que ruinas bajo la  molicie del tiempo. Cualquiera diría que somos su anunciación, incluso diría que somos su propio alivio, la válvula de escape a tanta racionalización, el descanso de la mirada interesada.

La ruina ya no se avergüenza de serlo, ha perdido su complejo de inferioridad, de ser agónico. La ruina es la  heroína de toda cultura, el logro depurado del tiempo civilizado que revela los secretos del espíritu humano en una suerte de un misterio siempre por desvelar. Su misterio es la misión que cumple, y no hay más misterio que la supervivencia y las reflexiones que suscita su materia.

IV 

La ruina es ésta continua palabrería sobre la propia ruina. Ésta metáfora constante de uno mismo, esta sombra de lo civilizado en estado salvaje.



Saturday, 17 February 2018

MIRAS A LA TIERRA ( mapas aéreos, geolocalizaciones)







Esta selección de transfers, con móvil incluído, se puede ver en la sala Altamira I del Centro Municipal de las Artes Buero Vallejo, Alcorcón. Forma parte de la exposición que tengo allí hasta el próximo 28 de febrero. Informados están ustedes, escasos y estimados amigos.

Miras a la tierra es sólo un título improvisado para referirme a las  geolocalizaciónes del territorio donde he desarrollado gran parte de mis últimos trabajos. Son imágenes que proporciona un satélite al servicio del señor Google. Selecciono el terreno por zonas y lo transfiero al papel, lo diseccciono y lo estampo, tórculo mediante. 

Es una manera de representar el territorio desde el aire, desde el cielo, a vista de pájaro. A esa vista a la que hoy nada escapa y que googlenianamente ofrece un lugar perdido en la tierra. Por eso dejo tanto aire en algunas estampas, que a modo de ventanales desde el cielo dirige la mirada enfocando la zona donde habita mi mente. Y poco más, que el decir más aquí juega en mi contra.


Friday, 16 February 2018

HUMO DEL AGUA (con la huella del fuego)


Estampación digital / C-Print Plotter HP 500 42



*

Las nubes son el humo del agua,
algodón de hachedosó en apagadas llamas

*

El cielo es el cuaderno de un niño.

*

La editorial de los ángeles traza
los ángulos del diablo,
y publica una tirada
vacía para que tú escribas.

*
Deja el fuego la tierra
lista para tallar.
El cielo tiene hoy
la huella del fuego
tatuada en sus ojos.

*

Una nube segmentada puede indicar
el vector de avance. 
Avance por favor,
no se quede atrás.

Una nube segmentada clama
por su naturaleza vaporizada.
Avance y descanse o desaparezca,
por favor. Su tarea terminó.

*

ALMENDRO EN FLÚOR (y la creatividad digital)



Estampación digital / C-Print. Plotter HP 500 42

*

He aquí uno de los más longevos almendros que sobreviven por mis lindes. Le he rescatado del olvido de un páramo donde a sus pies los conejos van a morir, y le he pasado el filtro de la tecnología. He jugado con el error. O más bien lo he provocado. Solo hace falta advertir la procedencia del error e intervenir en los cabezales y retirar el cartucho negro de los inyectores. Por ejemplo.

Si el territorio donde habito está dañado por la acción del ser humano -más que por el tiempo mismo-, la imagen que le hace justicia lo estará también. Debe de haber una relación directa entre el motivo representado y la técnica elegida para su representación. Eso es de ley. Todo arte tiene ese código. Y en éste caso la búsqueda del error es la técnica que encaja con la temática del territorio deteriorado y que de ese modo completa su ser plasmado en papel. 

Además el error me resulta bello e interesante. El banding crea una especie de arrasamiento, una extraña capa de fuego pixelado. Bandas de finos colores que buscan componer la imagen sin la tinta necesaria. Es un viento del futuro que desvela el entramado de la imagen y su naturaleza digital. El banding actúa como un rodillo de precisión sobre toda la representación y fija los surcos multicolores y tornasolados con una inequívoca impronta maquinal. El resultado sorprende al personal y se piensa que la imagen está mal. Están en lo cierto, sí, y ese mal es precisamente intencionado.  

Ahí se halla otra diferencia que se relaciona con la acción humana. El paisaje deteriorado es una muestra de la vulnerabilidad de estos territorios deslocalizados que se pueden encontrar en la periferia de las grandes urbes. En potencia son todos carne de vertederos ilegales; con la cantidad de puntos limpios que hay ya en todas las localidades y aún tiramos basura por doquier. El guarrismo y lo sinvergüenza que somos es una marca imborrable de nuestro adeene, una muestra más de una mentalidad tan vulgar como dañina. El verter escombros, tirar basura y demás mierdas allí es un acto de maldad intencionada que debería penarse severamente, si es que en verdad queremos cuidar un poco nuestro entorno más inmediato.


A lo que iba, creo que la imagen manipulada mediante el error es un medio lícito para ofrecer un nuevo tipo de imagen, que probablemente no sea tan nuevo. No me he molestado en documentarme, por lo que todo ésto pueda carecer de valor e innovación. Con esa intención de jugar con el medio de reproducción estoy completando una memoria. Y creo que en breve me pondré más en serio con ello hasta que tome el aspecto de proyecto de investigación. Si conocen ustedes, escasos y estimados amigos,  técnicas, métodos o artistas que trabajan o han trabajado en esta línea, hagánmelo saber, que unas cañas corren por mi cuenta.